COTO VIVALDI. Cargadero de mineral en 3D – Fotogrametría

Share This:

COTO VIVALDI

 

Con la toma de varios cientos de fotografías y el software necesario podemos mostraros un MODELO FOTOGRAMETRICO de este vestigio de la industria extractiva en El Bierzo: el cargadero de mineral de Coto Vivaldi.

 

 

Las primeras concesiones de este gran coto minero de 1.158 hectáreas fueron denunciadas en 1951, aunque los estudios geológicos y los de evaluación del yacimiento no se emprendieron hasta 1953 por la sociedad propietaria de las minas Coto Vivaldi y anexas, S.A., iniciándose los trabajos de extracción de la magnetita en 1955. Gran parte de la producción (92.000 toneladas en el primer año de extracción) era enviada desde la Coruña a Alemania mediante buques. Esta sociedad estuvo dirigida , desde 1956, por el ingeniero alemán Federico Gütner Honingmann Kirdof, cuya familia fue la principal impulsora de la reconstrucción del Santuario de la Virgen de la peña, en la cercana localidad de Congosto.

En 1956, el mineral era extraído mediante dos pozos verticales con una capacidad de producción de 1.500 toneladas diarias, trabajándose al mismo tiempo en la corta a cielo abierto de Posada del Río, donde se hallaba una capa de 14 metros de potencia. La mina llegó a producir más de 2.500 toneladas diarias. En este mismo año, fueron 365.000 t las embarcadas con destino al país germano. Posteriormente se abriría un nuevo pozo vertical, el número III, en Congosto.

Al mismo tiempo que se ponían en marcha los trabajos mineros en el Coto Vivaldi, entre 1953 y 1956, se construyó un gran cargadero junto a la estación de ferrocarril de RENFE de San Miguel de las Dueñas, sustituyendo a otro más antiguo y de menor capacidad.

La producción de los pozos I y II llegaba hasta el cargadero del ferrocarril de San Miguel de las Dueñas mediante un plano inclinado de doble vía de ancho de 600 mm accionado mediante un cabestrante. En 1964 se instaló un cable aéreo desde el pozo número III, en Congosto, hasta dicho cargadero. Estaba constituido por seis grandes tolvas de hormigón en las que se almacenaba el mineral de hierro hasta ser cargado en los vagones que lo transportarían hasta el puerto de La Coruña. En un principio, el mineral ascendía hasta las tolvas mediante un elevador, que más tarde sería sustituido por una cinta transportadora que lo vertía directamente en los depósitos.




Gran parte de las instalaciones del Coto Vivaldi situadas en el término de Posada del Río quedaron en 1960 sumergidas bajo las aguas del embalse de Bárcena, manteniéndose actualmente algunas estructuras dentro de los terrenos del Club de golf de El Bierzo (Congosto).

En RGSDron puedes consultar otros modelos fotogrametricos pinchando aqui.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *